Esperando dar un cambio al blog, aunque más no sea un toquecito distinto, he pasado mucho sin escribir y dado que mi colaborador sigue dando vueltas (me parece que Hugo quiere cobrar por su trabajo jeje), aquí va la nota nueva, … el cambio será más adelante. 
 
Prometí hacer una sobre mis amigos sordos, espero que les guste y aquellas personas que tienen discapacidad auditiva seguro se sentirán identificadas en más de una vivencia.
Aún a riesgo de ser reiterativa en este punto, esta nota tiene mi permanente defensa de la lengua de señas que más de una vez ha sido cuestionada por personas ajenas a ella. Es casi como el opinador que te da 20 razones para no ponerte un kiosco, pero que nunca tuvo uno propio, ni siquiera estuvo empleado en uno, pero que pese a ello, es todo un experto. He visto, leído y vivido como se la ha tratado de desprestigiar, quizás por eso soy una defensora de ella, y de los derechos que sólo el sordo debiera tener en cuanto a si es conveniente o no. No es en vano que muchos de ellos se muestren a la defensiva cuando el tema se trata, (generalmente tratando de despreciar su valor). Cómo no entenderlos si mientras más me involucro con ellos más me convenzo de sus beneficios.

 
Imaginemos por un momento ser sordos o tan solo pensemos que hacemos cuando a través de un cristal o de una distancia que nos impide escuchar queremos comunicarnos ¿qué hacemos? Sin duda nos comunicamos con las manos y los gestos. Si nos detenemos y lo analizamos es tan sencillo darse cuenta que los sordos tienen todo el derecho a que se les respete en sus prioridades. 

 
Gracias a Dios eso está cambiando, pero yo escribo sobre ello porque aun quedan personas que por especulación o quien sabe cuántas obstinaciones siguen convenciendo a otros que no es conveniente, que solo la oralización es importante. Hay de todo y para todos y cada uno escoge lo que cree que es más conveniente para sí; yo misma me analizo porque al comienzo de mi aprendizaje me avergonzaba de usarla, y llegué a la conclusión que era por los pre-juicios que me imponía parte de esta sociedad, hoy, libre de ataduras y prejuicios disfruto de ella, la amo y orgullosamente la divulgo en cuanta ocasión tengo. Cuando se acaben estos inconvenientes y la LSA sea aceptada por todos, seguramente los sordos dejaran de estar a la defensiva, se relajaran y dejaran de tener miedo que les sea arrebatada.

 
Cuando entro en el mundo de las señas contaba con una profesora oyente y un profesor sordo en un grupo de sordos que se manejaban sólo con señas. Guille un gran amigo, podía expresarse con algunas palabras y fue mi salvavidas en esas situaciones que se me hacían difíciles. Fue gracioso el comienzo dado que poco entendía y en más de una ocasión pensaba que yo estaba destinada a estar sola, ya que con oyentes me resultaba difícil y con los sordos más jaja. Ellos me solían tomar el pelo simpáticamente y nos reíamos tanto que me hacía pensar que valía la pena seguir, que ya lo conseguiría y podría hacer lo mismo jaja. Debo reconocer que mi primera impresión me hizo verlo como un lenguaje muy pobre y que no cubriría mis expectativas pero nada más meterme en las señas me demostró lo equivocada que estaba. Hoy llevo 8 años como signante y aún sigo aprendiendo señas nuevas, reconociendo el sentido de los gestos, admirándome de la memoria de los hechos para señalar hacia el lugar en que estaba sentado Juan cuando se habla de él sin necesidad de aclararlo y tantas sorpresas que fueron enriqueciendo mi propio lenguaje
 
De las novedades me enteraba apenas nos juntábamos y yo me preguntaba como hacían para estar tan informados. En ocasiones incluso le pasaban información a los oyentes cuando de lejos ellos no escuchaban y con su mágico lenguaje podían más que con sus buenos oídos. Cuando empecé a entenderme con ellos y a manejar las señas con fluidez nos entreteníamos contando cosas que nos habían sucedido, percances propios de la sordera y nos moríamos de risa. Para que conozcan un poquito a mis amigos les contaré algunas cosas de algunos de ellos, vivencias y situaciones particulares y su lucha para derribar las barreras del silencio que les dificultan integrarse al mundo de las mayorías oyentes.

  
Robertito es el chispita y caradura que sobrevive a cualquier situación, Roberto no habla nada ni siquiera modula pero su viveza para caer simpático hace que se meta al mundo en su bolsillo jaja. Solo tiene 24 años pero los vive a full, no se pone obstáculos y nada lo detiene cuando quiere algo; en una ocasión lo invitaron a una fiesta y no tenía ni un centavo. Pensaba y pensaba porque a la fiesta iría,  y así decidió visitar al cura del pueblo, entró a la iglesia que a esa hora estaba sola y empezó a pasar los dedos por el mobiliario y con gesto de desaprobación miraba al cura proponiéndole hacer una limpieza si le daba unos pesos, con risas me contaba “a un pobre sordo nadie le niega esa changa”. Después de hacer un poco de espamento recibió una propina que no cubría lo que necesitaba, salió y para completar decidió andar algunas casas ofreciéndose para arreglar el jardincito del frente; tendría que trabajar un poco, cosa que no le gusta jaja pero bien lo valía su salida, en todo esto se están perdiendo la simpática cara de mi amigo que es única mientras me lo contaba. Roberto ha viajado por casi toda la Argentina, tan solo lo decide, se va y en el camino va resolviendo la parte económica que es la que menos le preocupa ya que siempre tiene un as en la manga para zafar y salir airoso en esas situaciones. Puede un día repartir tarjetas, limpiar alguna vereda, o ayudar a alguna señora con las compras; cuenta lo que obtuvo y si le alcanza para el hotel y la comida ya está hecho; no piensa en el día siguiente cuando llegue lo resolverá no lo duda.

 
Dieguito es el más querido por todos por su inocencia, y su buena predisposición para ayudar que hacen que el más duro se desarme con tanta ternura, lo estoy extrañando porque hace mucho que no lo veo. La bicicleta es su medio de locomoción, abusa de ella todo el día por eso está tan flaco y fibroso. Él todo lo conoce, si vacunan hoy a los jubilados, él sabe dónde; si va a estar en oferta la carne en el supermercado, él sabe cuándo; si se va a filmar una película en la ciudad, él sabe dónde se hará el casting. Diego todo lo sabe y si no lo intuye porque es muy observador, tiene muchos amigos oyentes y todo le llama la atención. Las pocas veces que lo he visto con la mirada perdida, como pensando para adentro ha reaccionado apenas le tocan para llamarle la atención, se sacude los problemas y empieza a sonreír. Ah, y como actor es multifacético, no hay papel que le represente un problema, mira y aprende muy rápido. Para lo único que no sirve es para bailar folclore, es, como se dice acá “de madera”.

 
Julio es como un hijo, siempre nos visita, nos sorprende a cualquier hora pero siempre es bienvenido en casa. Actualmente trabaja en Córdoba donde momentáneamente se ha independizado, con Julio es con quien más cerca estamos afectivamente y es una muestra de los pre-conceptos, porque cuando nos conocimos era con el que menos onda tenía, no me daba ni cinco de hora y con el paso del tiempo llegamos a ser los mejores amigos, el vive soñando con la mujer de su vida siempre buscando su alma gemela y todas le vienen bien jaja, también le gusta el teatro y las danzas folklóricas, hemos compartido escenarios y momentos inolvidables.

 
Ale y Mely, son las amigas con las que también compartíamos el trabajo; con Ale es con quien más comparto salidas, Mely de quien más aprendo en señas. Aclaro en LS los sordos tienen un 80% de señas propias, no las que se aprenden en la facultad, pero que son las que están de moda: internet, facebook, las compañías de celulares y …., todas ya tienen su correspondiente seña. A propósito, que gran adelanto ha representado para los sordos los mensajes de texto via celular. Cada uno va agregando señas al amplio lenguaje; varían de una provincia a otra y como Mely tiene tantos amigos en distintos puntos del país está bastante canchera e incluso me enseña de otros países, es muy interesante charlar con ella. Si usted aprende LS el sordo seguro lo va a entender, pero si se integra y comparte su amistad se sorprenderá de los muchos códigos que tienen y comprenderá porque es tan distinta la relación entre amigos a la que se tiene con los que solo saben lo básico. A Mely le gusta enseñar, ella es una de las profesoras que hemos tenido cuando dictamos cursos de señas para oyentes. No le hace falta un intérprete porque rápidamente se da a entender y capta la atención de los oyentes que se admiran de la diversidad de herramientas que usa para dar a conocer una palabra que está enseñando. Ale es más reservada y lo suyo es las manualidades en dónde es muy persistente y laboriosa.

 
Y contándoles estas cosas me acuerdo en una oportunidad que me ausenté por estar en Mendoza mi esposo fue invitado al cumple de Ariel otro amigo sordo que al igual que todos los demás le tienen mucho cariño a mi esposo como él a ellos y Hugo se animó sin tener prácticamente conocimiento de las señas, cosa que hoy maneja con alguna soltura, ahí supo lo que era quedarse descolgado y siendo blanco de todas sus diabluras y tomadas de pelo que con buena onda le hacían mis amigos, por suerte estaba Gabi que es hipoacúsica y podía participarlo y defenderlo de las chanzas que era objeto, me hubiese gustado verlo jaja. 

 
Ramoncito llega al grupo ya grande, tiene 35 años aprendió en el Programa Manos que Hablan a deletrear su nombre, traducir su apodo “ojito” (por uno que lo tiene cerrado), su domicilio, que vive en Mercedes, y estaba tan feliz que en la primera fiesta de sordos en la que participó, todo el tiempo quería meter la cuchara, sentirse parte y al fin poder expresarse, lo que nunca había hecho. Lo gracioso era que a cada rato pedía la palabra y todos lo mirábamos esperando algo mas pero solo repetía -yo Ramón apodo “ojito” vivo en Mercedes y ahí la cortaba porque no sabía mas; al rato hacía lo mismo. El solo hecho que lo atendieran lo animaba a volver hacerlo hasta que los chicos se cansaron y lo mandaron a freír papas y que aprendiera mas. Lamentablemente no podía ir mucho al curso porque tenía que trabajar y ahí quedo todo su aprendizaje, es gracioso porque cada vez que se encuentra con nosotros los sordos, repite el mismo discurso y así va por la vida “Yo Ramoncito………… Es muy responsable, y la falta de señas y oralización le han dejado con escasas oportunidades laborales, o sea, las peores y más mal pagas están disponibles para él. Trabaja en la construcción y lleva una vida solitaria y en silencio pero como no entiende de maldades y segundas intenciones se lo ve siempre alegre.

 
Guillermo es muy buen mozo, con cuerpo de mucho gimnasio, un Adonis jaja. Cuando niño escuchaba algo con audífonos, pero no se pudo acostumbrar y menos porque era objeto de burlas por otros niños. Creo que nunca aceptó su condición y ojalá algún día se pueda implantar. Es un excelente ser humano, y cuando hemos intentado hacer algunas cosas es el que pone seriedad al resto. De él me gusta su responsabilidad, su cordura y sus ganas de vivir. Tiene un gran aprecio por Hugo y es recíproco porque han compartido lindos sueños. Está siempre organizando actividades deportivas y se está integrando con sordos de otras provincias. Le gusta viajar y cuando puede, y el trabajo se lo permite, se sube al colectivo y parte a ver a sus amigos.

 
José es un caso muy especial y quedó sordo hace pocos años. Lo que le ocurrió a José le podría pasar a cualquier persona, ya que por problemas con sus riñones tiene un tratamiento con fuertes medicamentos que lo dejaron sordo. Esto le pasó de adulto y como no tenía problemas auditivos anteriores la vida le dio un verdadero cachetazo. Toda su vida transcurrió en el campo, pero “campo en serio” y le cuesta muchísimo hacerse entender y él tampoco entiende porque no ha podido desarrollar lectura labial ni ningún otro mecanismo de defensa para compensar las repentinas dificultades. Todo esto le mantiene muy aislado, muy solito y aferrado al lápiz y el papel, administrando las pocas señas que ha aprendido, que pese a escasas, le viene muy bien cuando su interlocutor las emplea. José es de esos casos en que no es posible un implante y no se si un audífono le ayudaría. No está muy felíz con su destino porque a él le gustaría regresar al campo y a sus animales pero las diálisis lo tiene atado a la Ciudad.

 
Francisco es de mi edad más o menos, está casado con Norma, ambos sordos y ella también es ciega. Quiero y admiro tanto a Francisco, el es tan optimista, siempre está contento y mira todo con  bondad y tanto amor que no es para menos mi admiración. Recibe pensión y también trabaja en lo que puede, sin contar que es el que cocina y hace la mayoría de las cosas de la casa y aun así se hace tiempo para charlar con Norma con la que tiene gran paciencia para comunicarse con señas. Como dije ella es ciega y requiere de mucha dedicación para traducirle en señas, para que tengan una idea adjunto un video para que visualicen el modo de comunicación; es muy importante saber esto ya que es bastante común la sordo-ceguera en los sordos, yo tengo otros amigos con este problema. Algunos nacen con ambas discapacidades a otros se les presenta a temprana edad, no puedo contar mucho con respecto a mis amigos porque en algunos casos lo ignoran y no soy yo quien debe informarlos es un gran dolor para ellos y su familia seguramente necesitaran de ayuda profesional, de aprendizaje de Braille y señas como se ve en el video, pero eso no impide las ganas de vivir y crecer, ahora se estarán dando cuenta de cuando les contaba lo mucho que aprendí con ellos y de mirar la vida de manera diferente y agradecer a Dios por lo que tenemos.


video
 
Me gustaría que estos casos, el de José, el de Francisco y el de Ramoncito sirvan para darnos cuenta lo importante que es el mundo de las señas y que la debilidad no es una opción para ninguna persona.


.

8 comentarios :

Anónimo dijo...

bellisima poesia llena de sentimientos expresivos

Pablo Espuri dijo...

hermosisimo selva... me hizo reir mucho la historia de Ramoncito jaja.. y me hubiese gustado a mi tambien ver a hugo en ese cumple jajajaja. buenisimo!! besos

Estela dijo...

Me emociono mucho verte hablar de nuestra madre, la cual deja la vida en cada uno de sus hijos.
Aprovecho este espacio para saludar a todos mis hermanos,sobrinos y "mamas" y a vos que fuiste un ejemplo de madre,"unica" y especial.
Te admiro y te quiero mucho! Feliz dia de la madre!

Estela

Olivia dijo...

Hola Selvita, es muy emocionante como describís a cada uno de tus amigos. Algunas historias son más alegres que otras pero hay algunas muy tristes. Son verdaderos heroes que enfrentan la vida con sus carencias, como bien dices. No conozco nada de la lectura de señas, no conozco a nadie que la utilice. Ahora te conozco a vós y espero un día me puedas enseñar algunas palabras y frases.

Hay una implantada de San Luis que llegó a mi blog y está sufriendo bastante. No le han hecho reeducación, se siente sola y perdida. Le he dicho que se contacte contigo, para que te conozca. Espero que se puedan encontrar.

Te mando un beso grande Selvita y muchas gracias por compartir con nosotros tu maravilloso mundo.

Selva dijo...

Oli que alegría me das, siento que me entiendes tanto. Y sí, algunas son tristes pero lo grandioso es que ellos no lo viven así y cada vez que nos juntamos es para disfrutar el momento sin que esas cosas empañen nuestra alegría. No he tenido noticias de la chica de San Luis pero la entiendo, acá no contamos con profesionales capacitados para la recuperación, ojalá lo logre, tu sabes, como yo lo triste que es vivir así. Mil gracias por lo que me comentas de las señas esas cosas tuyas son las que me llegan, tu humildad y sencillez, y me hacen creer que por algo te encontré. Te quiero Oli.

Anónimo dijo...

Hola Selva, mi nombre es marisa y vivo en san luis capital.
te cuento q soy implantada y me gustaria mucho conocerte.
Te cuento q desde la cirugia estoy en un pozo q no se como salir, me implantaron el 19 de agosto en la fundacion arauz. el 2 viajo para mi tercer calibracion.
decime a donde vivis, te envio mi correo para q puedas escribirme
limarisa_016@hotmail.com

Selva dijo...

Hola Marisa me da gusto que me escribas, todavía es pronto para obtener resultados,me comunicaré por correo privado para pasarte más información, yo estoy viajando a San Luis capital como el 7 de diciembre o si crees que es mejor antes de tu calibración, nos ponemos de acuerdo. Un abrazo.

Olivia dijo...

Qué felicidad que se hayan comunicado con Marisa. Con tu dulzura de seguro que la vas a ayudar a levantar sus ánimos. Pena que no vivan en la misma ciudad, ella no conoce ningún implantado.Gracias por tu solidaridad. Yo también te quiero. besotes

Acerca de mi

Mi foto
Selva
Me gusta decir lo que mi corazón siente. Mi correo es: selvadelcarmen@hotmail.com
Ver todo mi perfil

Seguidores

Suscribite al blog

Mi lista de blogs

Con la tecnología de Blogger.

Contador